Comenzó el apretón del primer trimestre del 2024

5 de febrero de 2024

El segundo mes del 2024 empieza con alzas en los combustibles, además se acercan las fechas de pago de cesantías, del impuesto a los plásticos de un solo uso y del impuesto a los ultraprocesados que afectarán los costos de las empresas.

El 2024 comenzó cuesta arriba para los empresarios debido a los incrementos y obligaciones que se deben cubrir en este periodo. Por ejemplo, hasta el 14 de febrero hay plazo para pagar las cesantías de los trabajadores, a lo que se suma el alza por galón de la gasolina en $164.49 pesos y del ACPM en $162.48 a partir del primero de febrero.

A la canasta de obligaciones, se debe sumar el pago del impuesto a los plásticos de un solo uso para envasar, embalar o empacar bienes, correspondiente a los años 2022 y 2023, cuyo plazo vence el 23 de febrero. 

Y el tema tributario seguirá, pues el 14 de marzo es la fecha límite para el pago del impuesto a los ultraprocesados, correspondiente al primer bimestre del año. Vale recordar que este tributo entró en vigencia el primero de noviembre del año pasado con una tarifa del 10%, y en enero de este año subió al 15%.

Otros aspectos que afectarán los costos de las empresas

Si bien el 31 de enero el Banco de la República determinó una reducción de 25 puntos básicos en la tasa de interés de referencia, lo que permite esperar un alivio en el costo del endeudamiento, los empresarios tienen que cuidar al máximo su flujo de caja y optimizar el recaudo de la cartera, para prevenir faltantes de efectivo en las fechas clave. La tasa del Emisor pasó del 13% a 12,75%.

Adicionalmente, con la crudeza del fenómeno de El Niño y el cambio propuesto por el gobierno para la fórmula de cálculo de la tarifa de energía, Asoenergía anticipa un aumento de hasta el 30% en las tarifas de energía.

Sin embargo, el ministro de Minas, Andrés Camacho Morales, aseguró que no se van a incrementar los costos de la energía y que el valor del kilovatio por hora (kw/hora) en Bolsa esta semana se ubicó en 460 pesos. Lo que sí señaló es que muchos comercializadores no previeron la inestabilidad en el precio, por lo que los sobrecostos de las tarifas vistas en semanas previas, que llegaron hasta $1.500 kw/hora, sí se le trasladan a los usuarios.

Finalmente, se ha evidenciado que el recaudo de cartera se está dificultando y se están alargando los tiempos de pago a proveedores. Con este panorama sobre la mesa, la invitación es a revisar en detalle las expectativas de ingresos y egresos del primer semestre, para actuar de manera anticipada y cubrir los eventuales faltantes de caja.

compartir