5 claves para dar retroalimentación positiva a tus colaboradores

29 de enero de 2024

Las personas son las que hacen que en las empresas las cosas pasen, así que resulta muy importante que los líderes mantengan una comunicación constante con sus equipos y estén abiertos a brindarles periódicamente retroalimentación positiva que les permita crecer y mejorar sus resultados.

Una de las habilidades que todo líder debe desarrollar es la capacidad para brindar retroalimentación propositiva y proactiva a su equipo de trabajo para acompañarlo en la superación de sus desafíos y el logro de resultados positivos. 

Esta práctica no solo debe realizarse en coyunturas específicas donde se han detectado errores y omisiones de los empleados, es fundamental contar con un constante ejercicio en el que se propenda por el desarrollo integral de los miembros del equipo, logrando así también un impacto positivo en el negocio.

Carlos Mario Jaramillo, gerente de comunicaciones de la Cámara de Comercio de Cali con más de 13 años de experiencia liderando equipos de trabajo a través de la metodología del Coaching Hall International, afirma que “la responsabilidad del líder es construir de las mano con sus equipos buenas prácticas para ayudarles a desarrollar su mejor versión e impulsar sus capacidades, entendiendo que cada persona siempre puede dar más”.

Diferenciar al trabajador de su trabajo

Para velar por el desarrollo del equipo, es clave que el líder propicie espacios de diálogo honestos y asertivos donde separe muy bien la parte personal del colaborador de los procesos que éste realiza en el ámbito laboral, especialmente cuando ha cometido un error.

En ese sentido, Carlos sugiere revisar y ajustar las fallas en los procesos a través de hechos y datos, y no juzgar a la persona como tal. Asegura que “hay una relación de corresponsabilidad donde si hay un error del colaborador, el líder también juega un papel dentro de lo que está pasando en términos de acompañamiento y fortalecimiento de competencias, entre otros aspectos. Cuando esto sucede, se debe defender a la persona y después pasar a trabajar sobre las falencias en los procesos”.

De esta manera, se evitan comentarios hirientes centrados en la percepción que se tiene del colaborador y la retroalimentación se centra en las actitudes o decisiones que lo llevaron a determinado resultado. Esto hace que haya mayor apertura y disposición para generar cambios positivos.

Cuando el líder se involucra en este proceso, mejora el ambiente laboral, disminuye la rotación de personal y se potencia el desarrollo de las personas mediante un crecimiento que va mucho más allá de sus tareas cotidianas.

5 pasos para dar retroalimentación positiva

Para lograr espacios de conversación centrados en la retroalimentación positiva, Carlos comparte 5 claves que parten del coaching coactivo, el cual se centra en las metas y aspiraciones de las personas:

  1. Hacer preguntas reflexivas: plantear cuestionamientos para evaluar conjuntamente con la persona su actuar y llegar a una conclusión colectiva a partir de preguntas y respuestas.
  2. Guiar al colaborador en el descubrimiento de sus oportunidades de mejora: apoyar a la persona para identificar lo que debe ajustar y potenciar.
  3. Suscribir compromisos mutuos: a partir de los hallazgos, plantear acuerdos entre ambas partes sobre las oportunidades de mejora y las acciones que se requieren para lograrlo.
  4. Definir indicadores y metas: establecer cómo se rendirán cuentas y se evaluará el cumplimiento de los compromisos adquiridos.
  5. Realizar seguimiento permanente: mantener una comunicación constante con la persona para acompañarla en el proceso.

Desde esta aproximación, la retroalimentación puede convertirse en parte del día a día de los equipos de trabajo con conversaciones asertivas, frenteras y respetuosas, reconociendo que la perfección no existe pero es posible trabajar constantemente para mejorar.

“Los líderes debemos preocuparnos por invertir más energía y tiempo en acompañar nuestros equipos. Esto es tan importante como el rendimiento de la organización. Nuestra responsabilidad es que nuestros colaboradores brillen y se desarrollen, ojalá mucho más que nosotros mismos”, concluye el gerente de comunicaciones de la Cámara de Comercio de Cali.

compartir